Quién soy es siempre una buena pregunta. 

Si te parece te hago un resumen: un chaval deportista, enamorado de la literatura, que decidió estudiar Medicina, y ha tenido la suerte de poder unir con el tiempo todas sus pasiones.

Estudié Medicina y, posteriormente, realicé la Especialidad en Medicina de la Educación Física y el Deporte (lo que me permitió trabajar como Miembro del Equipo Médico de TRAYNER (www.trayner.es), o como Jefe de los Servicios Médicos de Basket Zaragoza de 2002 a 2016, como Jefe de los Servicios Médicos del club Cajalón de baloncesto femenino de 1996 a 1998 y como Jefe de los Servicios Médicos del Club Sala 10 de la Liga Nacional de Fútbol Sala las temporadas 2010-2012). Actualmente soy Presidente de la Sociedad Aragonesa de Médicos Especialistas en Medicina de la Educación Física y el Deporte, y Vicepresidente de la Asociación Española de Médicos del Baloncesto (si bien todo ello no tiene mucho mérito, porque quienes me eligen son, al fin y al cabo, amigos).

Desde hace muchos años desarrollo mis funciones como Jefe de Sección del Servicio de Valoración del Hospital MAZ de Zaragoza.

Pero la inquietud por enseñar, me llevó a trabajar como Profesor en la Universidad San Jorge, una bendición por el contacto cotidiano con los alumnos y por sus exigencias (que me obligan a seguir estudiando), así como en el Centro Nacional de Investigación y Estudios del Fútbol Sala.

Mi pasión por las artes, no se reduce a la literatura (donde hago mis modestos pinitos). La danza ha sido otras de mis pasiones y me arrastró a su mundo de tal forma, que he dedicado muchos años a la Medicina de la Danza (tú me dirás si me puedo considerar experto en el tema o no).

Mi último, y no por ello menos relevante, campo de interés, son las humanidades. Algo que me enseñaron cuando estudiaba Medicina, como un mundo que está íntimamente ligado a ella. Ese interés me hizo estudiar un Máster en Bioética, y colaborar durante un tiempo en la Comisión de Ética Asistencial de mi Hospital. Doy clases sobre Bioética, y leo, mucho, para seguir aprendiendo.

Por último, me considero un inexperto en las redes sociales. Sin embargo, me apasionan de tal forma, que intento utilizarlas como complemento, para seguir desarrollando todas mis otras pasiones. Por ello, dedico cualquier momento de mi preciado tiempo libre, para contarte cosas.